El Comisario del Arte


Una palabras de Gareth Lister

Esta antigua fábrica se ha convertido en un maravilloso espacio de exposición. Permitiéndonos la oportunidad de montar una muestra grande y complejo. Una colección de obras de arte de cincuenta artistas, diversos en todos los sentidos. Habría sido una tarea sin sentido tratar de precisar temas o formatos desde tantos puntos de expresión individuales. Entonces, ¿cómo podría aportar claridad a esta exposición?

Una antigua fábrica

El edificio es lo primero que me llamó la atención. Los dos espacios en la galería son bastante distintos. La gran entrada abierta con su alto techo, dos largas avenidas de 3 m de altas paredes en la galería y la zona central que conduce a las escaleras. Arriba, un espacio ventilado con escaleras que atraviesan la planta baja.

Dividir el trabajo en dos grupos fue la respuesta obvia. En la planta baja, el trabajo es generalmente más grande y extrovertido. Arriba, describo las piezas como más silenciosas y más reflexivas.

Sosteniendo tu mirada

Es una galería que nos guía a lo largo de sus paredes. No es un espacio para desplazarse aquí y allá. En general, he expuesto el trabajo para que, a medida que avanzamos, haya contrastes. Puede haber formas, figuras o colores contrastantes. De esta forma, cada trabajo se mira con ojos frescos, con una mirada propia. Mantiene nuestra mente funcionando y nuestra mirada activa.

Algunos trabajos se muestran asociados con una pieza complementaria que permite una lectura más clara a través de la comparación, por ejemplo, los grandes dípticos de José Manuel Haro o las dos figuras de pintura de Helga Dietrich.

Instinto

La raíz de mi intención es mostrar cada trabajo en su mejor momento. No conocía a muchos de estos artistas o su trabajo de antemano y he respondido instintivamente al trabajo que tenía ante mí.

Es cierto que algunos estarán en desacuerdo con la forma en que he organizado el trabajo. Los/as propios artistas pueden no estar de acuerdo con que se les asignen los lugares en los que se expone su trabajo. Pero, fue esencial que respondiera honestamente a cada trabajo. Es una respuesta muy personal, ya que la experiencia de mirar el arte es para cada uno de nosotros una experiencia intima.

He disfrutado montando esta exposición y teniendo una relación práctica con todo el trabajo. Gracias a todos/as los/as artistas y a cada uno de ustedes que ayudaron a realizar este proyecto.

Espero que todos lo disfruten tanto como yo.